ANÁLISIS


  Ver Lista Completa

 SNIACE

La papelera cántabra poco a poco va volviendo a la normalidad. De hecho Sniace registró un beneficio neto de 173.000 euros en el primer trimestre, frente a las pérdidas de 1,2 millones de euros del mismo periodo de 2016. La principal aportación a la facturación de Sniace en el primer trimestre provino del negocio de celulosa, con 8,9 millones de euros, seguida de la actividad de energía, con 2,5 millones de euros.

El valor sigue inmerso en amplio rango de fluctuación lateral entre los 0.16 y los 0.20 euros zonales. Durante los últimos 5 meses Sniace ha desarrollado una estructura de consolidación que debería permitirle arrancar al alza tarde o temprano. Para ello necesita perforar con fuerza y volumen la parte superior del rango. Un cierre semanal por encima de los 0.20 euros generaría una primera señal de cambio de tendencia estructural, acontecimiento que podría atraer nuevas compras sobre el valor y catapularle rumbo a la parte inferior del hueco de ruptura dejado a mediados de marzo sobre los 0.25 euros. Una vez allí, Sniace debería intentar anular sendos huecos bajistas, dejó otro entre los 0.28 y los 0.29 euros zonales, escenario que en caso de finalmente cumplirse, le dejaría el camino prácticamente despejado hasta los 0.32 euros zonales. En conclusión, valor en fase de consolidación a la espera de acontecimientos que motiven la perforación alcista del actual rango de fluctuación lateral.

Soportes: 0.164, 0.15, 0.135, 0.12 euros
Resistencias: 0.20, 0.25, 0.28, 0.29, 0.32 euros
Objetivos: 0.20, 0.24, 0.26, 0.32, 0.35 euros zonales

4093.gif